El transporte terrestre en camiones representa un factor indispensable en la mayoría de envíos nacionales o internacionales. Es considerado un importante eslabón en la cadena de transporte intermodal, puesto que tiene la facilidad de unir el puerto o la estación ferrocarril con el destino final.

El papel del transporte en camiones varía dependiendo de la región. Por ejemplo, en áreas como Rusia donde no hay mucha población y el sistema de ferrocarril está muy bien establecido, los camiones se usan más para entregas locales y el ferrocarril para viajes de larga distancia. Del mismo modo, en México, el comercio internacional se facilita gracias a las rutas ferroviarias que conectan directamente con Estados Unidos y Canadá, permitiendo así un servicio más seguro sin el intercambio modal.

Por otro lado, en áreas como Europa, en donde las vías del ferrocarril no se han adaptado a las necesidades del sector de transporte de mercancías, los camiones son más útiles. De hecho, la infraestructura del transporte por carretera es fácilmente accesible desde todos los estados miembros de la Unión Europea.

Tipos De Camiones En El Transporte Terrestre:

El vehículo más popular en el transporte terrestre es el camión, el cual se puede clasificar de acuerdo a sus características. El transporte de mercancías se realiza con dos (2) tipos de camiones: Articulados y rígidos (camión completo).

Los articulados tienen la unidad de tracción separada del remolque, lo que los hace más versátiles, porque permite desenganchar y dejar en la bodega el remolque mientras embarca la carga en el terminal o en las instalaciones del productor, o dejarlo en aduana para su inspección.

Los rígidos se clasifican en camiones y camionetas. Tienen la tracción – motor – y la unidad de carga ensamblada en la misma estructura, en otras palabras, es un vehículo de una “sola pieza”.

  • Camión:

    Este es un vehículo automotor que por su gran tamaño, capacidad y fuerza se usa para el transporte de carga mediana.

  • Tractocamión:

    Son vehículos destinados a soportar y arrastrar semirremolques y remolques. Sirven para transportar grandes cantidades de carga y se utilizan para trasladar containers.

  • Camión articulado:

    Son aquellos que están formados por al menos dos (2) estructuras rígidas, unidas por un punto de articulación.

Así como vimos en nuestro artículo de los tipos de buques en el transporte marítimo, el diseño de los camiones también se especializa de acuerdo a la carga que se debe movilizar. Estas son las características de algunos de los camiones más utilizados en el transporte terrestre.

  • Camión refrigerado:

    Este es un camión especializado para transportar productos perecederos. Están diseñados con un dispositivo especial que regula la temperatura interior.

  • Camión cisterna:

    Es un camión especializado en transportar líquidos, gases y químicos. Pueden transportar petróleo, corrosivos, al igual que productos alimenticios como cerveza, vino, licores y algunos productos en polvo como harina y cemento. Tiene una capacidad de 25.000 a 30.000 litros.

  • Camión tolva:

    Está diseñado para transportar productos que no se dañen con el paso del tiempo. Los lados y la parte posterior están cercados con una baranda y protegidos del clima por lonas o carpas impermeables.

  • Camión cama baja:

    Es un camión que jala una plataforma para movilizar maquinaria o equipos pesados para construcción como excavadora, bulldozers, etc.
    Camión jaula: Este es un camión diseñado con una jaula metálica y se usa para el transporte de ganado.

  • Camión porta vehículos:

    Este tipo de camión cuenta con una plataforma que sirve para trasladar vehículos. Tiene un mecanismo para cargar y descargar, de manera ágil y rápida, los automóviles.

Ventajas Y Desventajas Del Transporte Terrestre:

Como mencionamos anteriormente, el transporte de carga por carretera es el único medio de transporte que ofrece el servicio de puerta a puerta. Otra ventaja es su versatilidad, ya que permite llegar más rápido a las instalaciones de los despachadores y destinatarios que cualquiera de los otros tipos de transporte. Asimismo, las partidas y llegadas de los camiones entre un determinado origen y destino pueden fijarse con relativa exactitud.

Por otro lado, algunas de las desventajas son las grandes distancias, congestiones de tráfico, el cual en varios países se ha convertido en un gran problema, las condiciones de las vías y la inseguridad que corre la mercancía. Este último haciendo referencia a la piratería terrestre que se ha convertido en una de las problemáticas más comunes en el transporte de mercancía por carretera.

Actualmente el sector del autotransporte de carga en carreteras, es un medio que se ha visto gravemente afectado por la inseguridad que recae en el robo de mercancías, lo cual incide directamente en las empresas que tienen como foco de negocios importar y exportar mercancías.

Dichos robos, se han visto en aumento con el pasar de los años, lo cual arroja cifras de 5,435 delitos en 2015, hasta 10,230 robos en 2017, lo que representa un crecimiento del 88 por ciento en dos (2) años.

El robo de camiones y tractocamiones asegurados en el país se duplicó el año pasado, lo que impactó en el precio de las primas de los seguros que cubren estas unidades. Así lo informó la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS). “Enfrentamos un incremento en las pólizas del 130%. Los costos nos están volviendo improductivos en toda la cadena logística”, refiere Enrique González, presidente de la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga.

A lo largo de los años, el camión se ha convertido en un símbolo representativo del transporte de mercancía a nivel nacional. En nuestro artículo anterior hablamos sobre el rol del transporte terrestre en la cadena logística, porque esta modalidad es muy importante en el transporte intermodal, ya que gracias a su versatilidad es el único que tiene el servicio de puerta a puerta. Vale mencionar que, según el Plan Nacional de Desarrollo 2014-2018, el transporte de carga representa el 23% del producto interno bruto (PIB).

El alto volumen de mercancía que se traslada a diario por las carreteras también trae consigo varios riesgos como accidentes, robos, daños, entre otros. Según un informe del Ministerio de Transporte de Colombia, en el año 2015 se registraron aproximadamente 176.543 accidentes vía carretera. Tomando en cuenta estas cifras, el seguro de transporte terrestre se ha convertido en una necesidad para cubrir la mercancía ante todos los peligros que pueda sufrir en el trayecto.

A continuación, le mencionamos la importancia de contar con un seguro de transporte terrestre actualmente:

1. Los Riesgos Que Cubre El Seguro De Transporte Terrestre:

Como mencionamos anteriormente, los accidentes en la carretera son comunes, pero aparte de esto, hay otros que también pueden afectar la mercancía. Dentro de la lista de posibles riesgos que enfrenta la carga en el trayecto está:

  • Incendios o explosiones.
  • Vuelcos.
  • Robos y saqueos.
  • Tormentas causadas por el clima.
  • Deslizamiento de tierra y embarrancamiento.
  • Desplome de puentes.
  • Terremotos.

En Colombia, el aumento de los siniestros a causa de la piratería terrestre se ha convertido en el mayor riesgo para el transporte de carga por carretera. De acuerdo al Censo Delictivo que publicó la Fiscalia General de la Nación, a nivel nacional, se registraron 229 casos de hurto por piratería terrestre en el año 2016.

Además, un análisis de Fasecolda afirmó que la piratería terrestre sigue siendo una de las principales causas de interrupción de la cadena de abastecimiento de bienes en Colombia. Aproximadamente el 60% de los siniestros de transporte de carga que asume el sector asegurador son a causa de esta actividad ilegal.

2. Los Paros De Transportadores Y El Seguro De Mercancía:

El paro de transportadores es un tema bastante complicado y delicado, puesto que el 70% de la mercancía que se traslada en el país es por carretera (el 30% corresponde al transporte de carbón por vía férrea). Esto significa que los camioneros tienen el poder de afectar los puertos, el abastecimiento y en general toda la cadena logística. Vale mencionar que entre 2001 y 2017, se han registrado 12 paros de camioneros.

En estas situaciones es fundamental contar con una póliza de transporte de mercancía, en especial uno que tenga la cobertura de permanencias. Por ejemplo, en JAH Insurance Brokers ofrecemos un seguro de permanencia en bodega que cubre -valga la redundancia- la permanencia en bodega o depósito aduanero que se presente en el lugar de origen o destino, a partir de expirado el tiempo de permanencia cubierto por la póliza de transportes de mercancías.

3. La Remesa Terrestre De Carga Y El Contrato De Seguro:

Así como en el transporte marítimo existe el Bill of Lading (B/L) o “Conocimiento de Embarque”, en el transporte terrestre está la remesa terrestre de carga o la guía de transporte. Este documento deja en constancia que el cliente o destinatario ha recibido la mercancía y tiene la opción de anotar observaciones sobre el estado en que llega la carga como daños o pérdidas.

Este documento es importante porque sirve de prueba del contrato de transporte. Por ejemplo, cuando el asegurado realice una reclamación, aparte de otros papeles que debe presentar como la denuncia y/o croquis e informe del accidente, también debe tener la remesa terrestre de carga, puesto que es la prueba física del trayecto de la mercancía, desde el momento en que el transportador recibe la carga hasta que la entrega al destinatario.

En conclusión, los riesgos en el traslado de mercancía por carretera siempre van a existir, pero la diferencia está en la ventaja de tener un seguro de transporte de carga que se adapte a las necesidades del asegurado y pueda protegerlo ante cualquier siniestro.

botón de whatsapp